Nuestros sitios de liberación

En Rescate Wildlife tenemos 3 sitios de liberación diferentes que son esenciales para nuestro éxito. Cada lugar de liberación es una zona reforestada, que tiene un clima y un hábitat diferentes para acoger a las distintas especies de animales del país. Esto es vital para proteger nuestra biodiversidad natural y ofrecer a nuestros animales un lugar seguro para volver a la naturaleza.

En Rescate Vida Silvestre, mantenemos con orgullo tres sitios de liberación distintos que son fundamentales para nuestros logros. Cada uno de estos lugares de liberación es un entorno reforestado, caracterizado por climas y hábitats únicos, cuidadosamente adaptados a la diversa gama de especies animales autóctonas de nuestro país. Este planteamiento estratégico desempeña un papel fundamental en la salvaguarda de nuestra biodiversidad natural, al tiempo que proporciona un lugar seguro para nuestros animales, permitiéndoles reintegrarse sin problemas en su hábitat natural.

Dulce Nombre, La Garita, Alajuela

Wildlife Rescue en Alajuela, La Garita también sirve como lugar de liberación de fauna autóctona del valle central. Situado en 14 hectáreas de bosque secundario, que originalmente era una finca de café que ha sido reforestada y transformada en lo que es hoy. La propiedad también bordea el río Itiquis, que conecta y forma parte del corredor biológico natural Interurbano Garcimuñoz. Hay varias especies diferentes que se liberan en esta zona; aves como gavilanes grises, zorzales color arcilla, pájaros carpinteros de Hoffmann, caracara crestada e incluso pequeños búhos chillones neotropicales. Varias especies de serpientes, así como iguanas y pequeños mamíferos como armadillos e incluso puercoespines. También alberga nuestro santuario Lifetime Care, un programa de cría de especies en peligro de extinción y un hospital y centro de rehabilitación.

Bosque Escondido

Rescate Wildlife Rescue Center desarrolló y gestiona el Refugio de Vida Silvestre Bosque Escondido. El refugio abarca 1.800 acres/729 hectáreas de bosque tropical seco en la península de Nicoya y está cerrado al público. El Bosque Tropical Seco es uno de los ambientes terrestres más amenazados de Costa Rica y uno de los más raros de América Latina. Bosque Escondido sirve de lugar de liberación en el norte para muchos de los animales que rehabilitamos. Miles de animales han sido liberados
en este lugar, entre los que destacan el guacamayo rojo, el paujil común y la araña de Geoffrey.
Monos. Las tres especies se extinguieron en la península de Nicoya en la década de 1960. Los monos araña de Geoffrey que hemos liberado forman ahora tres tropas de más de 140 animales y hemos criado y liberado más de 400 paujiles comunes. Gestionar y mantener el Refugio de Vida Silvestre Bosque Escondido nos cuesta más de 75.000 dólares al año.

San Josecito, Golfo Dulce

Nuestro emplazamiento de liberación en el sur, lindando con el Parque Nacional de Piedras Blancas, de 140 kilómetros cuadrados, y frente a la Península de Osa, es una selva tropical húmeda de 32 acres/13 hectáreas. El lugar de liberación está situado en una de las zonas prioritarias de conservación más importantes y uno de los lugares con mayor biodiversidad del planeta. Esta instalación está cerrada al público. En este lugar se han liberado muchos miles de animales, entre los que destacan el mono ardilla centroamericano (Saimiri oerstedii oerstedii), en peligro de extinción, y más de 330 guacamayos rojos. Ambas especies se extinguieron localmente en el Parque Nacional de Piedras Blancas en la década de 1950. Nos cuesta más de 50 mil dólares al año gestionar y mantener el Refugio de Vida Silvestre San Josecito.

Conviértete en becario del Camino a la Libertad en Rescate de Fauna Salvaje

Forme parte de la vida salvaje en su camino hacia la libertad

Estas prácticas le brindan la oportunidad única no sólo de ver, sino de participar activamente en lo que llamamos: El Camino hacia la Libertad. Nuestro Centro de Rescate de Fauna Salvaje recibe cientos de animales rescatados del comercio de mascotas, heridos, enfermos o huérfanos. Es en Bosque Escondido, en la península de Nicoya, donde vemos el fruto del duro trabajo de nuestro equipo y ayudamos a los animales en su liberación y en su segunda oportunidad de vida en la naturaleza, el último paso de su Camino a la Libertad.

¿Quieres estar rodeado de vida salvaje, bosque tropical fuera del camino y ayudarnos a liberar y vigilar animales?

¿Cómo devolvemos los animales a su hábitat natural?

Llegada al lugar de liberación

Tras su llegada al lugar de liberación, los animales son identificados, pesados y sometidos a un control visual.
Una vez hecho esto, los animales se colocan en amplios recintos de pre-liberación..

3 meses en espaciosos recintos de pre-liberación

En Nicoya permanecerán 90 días (3 meses) en un gran recinto como éste para acostumbrarse al entorno y aclimatarse. Como Costa Rica tiene distintas microzonas climáticas, es importante que se adapten, por ejemplo, a un entorno más húmedo.

Liberación (suave)

A los 3 meses empezamos a liberar a los primeros loros. Identificamos cuáles están emparejados (permanecen juntos más tiempo) y liberamos primero a uno de ellos, al que llamamos “Pionero”, mientras que al otro lo llamamos “Ancla”.

El pionero explora la zona en busca de comida, agua y refugio mientras permanece cerca de su pareja. Al cabo de unos días, soltamos al otro loro -el ancla- para que se enseñen mutuamente dónde encontrar lo que necesitan para sobrevivir.
Gradualmente, a lo largo de las siguientes semanas, liberamos a todo el grupo utilizando este método llamado “liberación suave”.

Tras liberar a los animales, seguimos de cerca su evolución. La mayoría se adapta sin problemas, pero en algunos casos excepcionales, como las antiguas mascotas, la transición de vuelta a la naturaleza no es tan suave. Estos animales pueden deambular por zonas habitadas en busca de comida, mostrando comportamientos inusuales si no lo consiguen. En tales casos, los recapturamos cuidadosamente y los transportamos de vuelta a nuestro Santuario en Alajuela. Allí reciben cuidados de por vida en amplios recintos naturales que se asemejan mucho a sus hábitats nativos. Nuestra prioridad es garantizar su bienestar, aunque la naturaleza no sea el lugar donde mejor encajan.

Esto es sólo un ejemplo esquemático y varía de una especie a otra. El proceso de los monos araña puede durar hasta 3 años.

Más información LifeCare Sanctuary aquí.

Cómo ayudar

Involúcrese

¡Involúcrate y Conviértete en un Salvavidas convirtiéndote en patrocinador, donante, pasante o voluntario en Rescate Wildlife Rescue Center! Si nos visitas, también puedes traernos productos esenciales que no podemos comprar en Costa Rica de nuestra lista de deseos de Amazon.

Apoyo actual necesario

Ayúdenos a alimentar a animales salvajes como el tapir Piki haciendo un donativo mensual o único.

Apoyo actual necesario

Al apadrinar nuestro santuario, te conviertes en un salvavidas vital para nuestra preciosa vida salvaje. Únase a nuestra comunidad

Apoyo actual necesario

Ayúdenos a reproducir y liberar guacamayos rojos y guacamayos verdes. Haga un donativo hoy mismo

También puedes ayudarnos en estas plataformas:

Nuestros Patrocinadores

Nuestros patrocinadores ¡Gracias de corazón a nuestros increíbles patrocinadores!

Extendemos nuestra más profunda gratitud a los increíbles patrocinadores que nos apoyan en nuestra misión de proteger y preservar la vida silvestre. Su generosidad nos permite marcar la diferencia, con cada animal. Gracias por ser los héroes de nuestra historia, garantizando un futuro en el que la naturaleza prospere. Juntos, estamos creando un legado de compasión y conservación. Su apoyo es el latido de nuestro santuario, y por ello le estamos verdaderamente agradecidos.

Alajuela, COSTA RICA